18.4.14

A la que una mariposa ...

de mancharla temerosa no llegó ...

Siempre que veo una mariposa me acuerdo del poema de los hermanos Quintero, no lo puedo evitar, y como esta temporada se nos ha dado por llenar los bolsos de mariposas, ni os cuento ! .

Pues sí, nos gustan las mariposas, si son en bastidores de bordado (podéis ver algunos aquí , aquí ) , o en bolsos, es un motivo recurrente, esperemos que no llegue a cansaros. Estos días estuvimos haciendo unos bolsos que probablemente el domingo de Pascua ya tengan dueñas, y seguimos erre que erre.


En este primero volvimos a utilizar el bordado con cuerda, y utilizamos el hilo Madeira de lana para fijarlo, nos gusta mucho esta técnica, le vemos muchas posibilidades  ...



La parte trasera nos apetecía ponerla de estopa de lino, nos gusta la mezcla de vaquero y este tejido artesanal , pena que cada vez nos quede menos retales .




Y puestas a aprovechar, seguimos aprovechando ojales de vaqueros para las correas de poner y quitar .





En el otro volvimos a las mariposas.. como no? , pero esta vez con sashiko con un hilo de algodón en colores degradados. Lo del añadido de piel fué algo que no teníamos previsto, pero  el tamaño final del retal vaquero bordado con sashiko no nos acababa de convencer,  y ganó por goleada el ponerle un añadido para darle mas amplitud al bolso de mano.


¿Que os parece el resultado ? quizás un poco oscuro para el verano, pero nos dejó bueno sabor de boca, creo que repetiremos con otros colores.



Ahora solo falta que le guste a sus futuras dueñas, nosotras desde luego hemos disfrutado mucho cosiendo y bordando.

Sed felices!!